COMO DECÍAMOS AYER. CONVERSACIONES CON UNAMUNO

unamunog¿Qué pensaría un Unamuno vivo hoy sobre la situación en Cataluña, el régimen del 78, la crisis de los refugiados, el proyecto de la Unión Europea, el pontificado de Francisco, la incidencia de la sociedad secreta de ultraderecha El Yunque o las redes sociales? ¿Cómo percibiría el feminismo, la tauromaquia, la masonería o el colonialismo? ¿Cambiaría su opinión respecto a fenómenos de su época, como el alzamiento de Franco, el juicio a Ferrer i Guardia o el surgimiento de la Generación del 27? ¿Cuáles y quiénes podrían ser sus actuales referencias culturales? ¿Qué literatura, series o cine consumiría?

A estas y a muchas otras preguntas, planteadas por un elenco relevante de personajes públicos (jueces, abogados, maestros, académicos, periodistas, políticos, fotógrafos, escritores, poetas, científicos, toreros, deportistas, obispos, misioneros…), trata de responder Miguel Ángel Malavia (Cuenca, 1982), licenciado en Historia y en Periodismo, en su ensayo Como decíamos ayer. Conversaciones con Unamuno.

M.A. Malavia, profundo conocedor de la vida, la obra y el pensamiento de Don Miguel de Unamuno, se transmuta en un hipotético Unamuno redivivo en 2018, en un intento -respetuoso y muy documentado- de encarnar en el presente el pensamiento del gran escritor y filósofo de la generación del 98.

Literariamente, el punto de partida se da en el Paraninfo de la Universidad de Salamanca (donde tuvo lugar el último acto público de Unamuno, el de su polémico enfrentamiento con Millán Astray, el 12 de octubre de 1936, solo dos meses y medio antes de morir en la Nochevieja del año más triste de nuestra historia nacional).

Allí, el eterno rector es interpelado por 72 personas (una por cada año que vivió), representativas de la sociedad actual, quienes quisieron participar en el reto que les propuso el autor: Si pudiera reunirse con Unamuno hoy, ¿qué pregunta le formularía?

Entre los periodistas, hay preguntas de Henrique Cymerman (corresponsal en Oriente Medio), Emilia Landaluce (El Mundo), Irene Hernández Velasco (El Mundo), Marta González Novo (La Ser), Lucía Taboada (Cadena Ser), Gervasio Sánchez (fotoperiodista en zonas de conflicto), Juanma Trueba (periodista deportivo), Patricia López (Público), María Ángeles Fernández (TVE), Lucía Mbomío (TVE), María-Paz López (La Vanguardia), Elisabetta Piqué (La Nación) o Gabriela Bustelo, colaboradora en diferentes medios.

También de escritores como Juan Cruz, Benjamín Prado, Lorenzo Silva, Helena Cosano, Carlos Mayoral, Javier Menéndez Flores o Juan Tallón.

Entre los políticos que se atrevieron a interpelar a Don Miguel, encontramos a Miguel Ángel Moratinos, Andrea Levy, Beatriz Becerra, Luis de Velasco o Irene Lozano. Entre los sociólogos, aparecen Javier Elzo y Juan María González-Anleo.

El mundo del deporte está representado por Ruth Beitia y Lucio Angulo. El cine y el teatro, por actores como José Luis Gómez, Víctor Clavijo, Marta Flich y Ruth Armas, así como el director Manuel Menchón. Igualmente, destacan el torero Juan Mora y la cantante Bely Basarte.

No menos significativos son Pablo de Unamuno (nieto de Unamuno), Loren Castañeyra (sobrino-nieto de Ramón Castañeyra, persona clave en el destierro del escritor en Fuerteventura) y Ana Chaguaceda Toledano (directora de la Casa Unamuno en Salamanca).

Participan también destacadas personalidades de la Iglesia como Juan José Aguirre (obispo de Bangassou, en República Centroafricana), Emilio Aranguren (obispo de Holguín y presidente de la Conferencia Episcopal Cubana), Luis Ángel de las Heras (obispo de Mondoñedo-Ferrol), el teólogo José Antonio Pagola o misioneros como Esther Palma (Corea del Sur), José Alfaro (único religioso foráneo en Nepal) o Andrés Díaz de Rábago, actualmente en Taiwán y quien, a sus 100 años, puede decir que es el último extranjero vivo consagrado en China antes de la expulsión de los misioneros por Mao.

Muy significativa resulta también la presencia de Óscar de Alfonso, gran maestro de la Gran Logia Española.

La obra concluye con dos epílogos, uno escrito por Fernando García de Cortázar (Premio Nacional de Historia 2008) y otro por Augusto Bruyel (historiador y escritor).

http://www.editorialmanuscritos.com/epages/ea8141.sf/es_ES/?ObjectPath=/Shops/ea8141/Products/unamuno

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s